Premio de la ONU al cambio climático Momentum for Change para las redes que capturan la humedad del aire

Premio de la ONU al cambio climático Momentum for Change para las redes que capturan la humedad del aire

marzol

Las mujeres que domaron la niebla para calmar la sed de los bereberes

Ya no llueve en los olvidados montes del norte del Sáhara. El agua se ha convertido en un bien tan inaccesible que se necesitan varias horas a pie para recogerla.

Pero a las bereberes de esta región del sur de Marruecos aún les queda la niebla, que han aprendido a ‘cosechar’ gracias a la antropóloga marroquí Jamila Bargach y a la geógrafa canaria y socia de la AEC, María Victoria Marzol. Juntas han instalado un sistema de mallas que captura y filtra agua de las nubes para que estas aldeas no vuelvan a pasar sed.

El sistema ha supuesto un beneficio tan importante para estas poblaciones que ha recibido un reconocimiento por parte de Naciones Unidas. El proyecto ha sido uno de los ganadores del premio de la ONU al cambio climático Momentum for Change, que gratifica a las iniciativas locales que impulsan el cambio. La COP22 en Marrakech ha servido de escenario para el acto de entrega al que ha asistido Ban Ki-moon, secretario general de la ONU.

marzol

Basándose en una técnica muy antigua utilizada en las islas Canarias, que comparten con el sur de Marruecos los mismos fenómenos atmosféricos por su cercanía, Bargach aplicó un método con mallas para recoger el agua a partir de la niebla, un sistema que se aplica también en otras regiones del mundo. Pero no pudo conseguirlo sin la ayuda de la geógrafa de la Universidad de la Laguna en Tenerife María Victoria Marzol, que trabaja en estos sistemas desde 1996 y a la que conoció después de una larga búsqueda de estudios científicos. Juntas pasaron cuatro años de observaciones hasta obtener resultados positivos.

Tras el periodo experimental y gracias a la obtención de fondos del Gobierno de Canarias, lograron instalar a través de la ONG Dar Si Hmad mallas de polipropileno de 12 m2 en una superficie de 600 m2 en el monte Boutmezguida, a más de 1.200 metros de altitud, para atrapar la niebla que las atraviesa y recoger su agua. Cada metro cuadrado de red captura unos diez litros de agua. En total cinco aldeas y unas 500 personas se benefician de este proyecto piloto en una zona que ya sufre las consecuencias del cambio climático y experimenta una migración hacia las ciudades.

Naciones Unidas ha premiado 13 iniciativas transformadoras de todo el mundo ganadoras de los premios climáticos Impulso para el Cambio.

Entre las actividades galardonadas se incluyen:

Un proyecto liderado por Google que podría dinamizar el mercado de la energía solar para millones de personas en Estados Unidos. Unas ingeniosas redes que capturan la humedad del aire y la convierten en agua potable en las inmediaciones del desierto del Sahara. El primer sistema de ingresos neutros mediante un impuesto al carbono en Norteamérica que pone un precio a las emisiones. Un proyecto que ha creado el primer estándar específico para medir y expresar en términos económicos los beneficios del empoderamiento de la acción climática de las mujeres. Entre los ganadores está también la mayor plataforma de microfinanciación colectiva de la Unión Europea para proyectos solares de comunidades y un proyecto en Malasia promovido por Ericsson que usa sensores para proveer información en tiempo real y ayuda con ello a preservar las plantaciones de manglares.

Otro de los galardonados es una compañía que provee sistemas solares a hogares y negocios en zonas rurales de Tanzania gracias a un innovador paquete financiero. Otro de los ganadores es una ciudad sueca que es la primera del mundo en crear bonos verdes, facilitando préstamos para inversiones que favorecen el medio ambiente.

La iniciativa Impulso para el Cambio está liderada por la secretaría de la ONU para el cambio climático y tiene como objetivo destacar algunos ejemplos de cómo las personas están actuando para afrontar el cambio climático de forma innovadora. El anuncio de hoy forma parte de un esfuerzo mayor para movilizar la acción y la ambición en el momento en que los gobiernos nacionales trabajan para implementar el nuevo acuerdo universal sobre cambio climático de París y los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Las 13 actividades ganadoras se reparten en cuatro áreas de acción: Impulso para el Liderazgo de las Mujeres, Financiación para Inversiones Respetuosas con el Clima y Soluciones con Tecnologías de la Información y de la Comunicación.

Más información:

SINC

Mujeres líderes que recogen agua de niebla para un ecosistema resiliente y sostenible | Marruecos

Guardar

Guardar

Guardar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR